Internacional

¿Por qué los evangélicos están "extasiados" con Trump?

07 de Diciembre, 2017 - 09:00 Hrs.

¿Por qué los evangélicos están "extasiados" con Trump?
Trump describió el cambio como una promesa de campaña que otros presidentes no habían cumplido.

(CNN Español) - Los evangélicos estadounidenses, sobre todo aquellos que son cercanos al presidente Donald Trump, elogiaron su anuncio de que Estados Unidos ahora reconoce a Jerusalén como la capital de Israel. Pero otros líderes religiosos, incluido el papa Francisco y los cristianos que viven en Israel, expresaron su profunda preocupación de que la medida generaría disturbios en la volátil región.

"He determinado que es hora de reconocer oficialmente a Jerusalén como la capital de Israel", dijo Trump desde la Sala de Recepción Diplomática de la Casa Blanca. "Después de más de dos décadas de exenciones, no estamos más cerca de un acuerdo de paz duradero entre Israel y los palestinos".

Trump también describió el cambio como una promesa de campaña que otros presidentes no habían cumplido.

Johnnie Moore, vocero de facto del grupo informal de asesores evangélicos de Donald Trump, dijo que Jerusalén era una clave de la campaña del presidente para los votantes evangélicos.

"Este tema fue, para muchos, solo superado por las preocupaciones sobre el poder judicial entre los principales partidarios evangélicos del presidente. El presidente Trump ha demostrado una vez más a sus seguidores evangélicos que hará lo que dice que hará". declaró Moore.

Paula White, pastora de una iglesia de Florida cercana a Trump, coincidió que el presidente ha cumplido una promesa de campaña.

"Una vez más, el presidente Trump le ha demostrado al mundo lo yo que siempre he sabido: es un líder dispuesto a hacer lo correcto por muy fuertes que sean las voces de escépticos y críticos. Los evangélicos están extasiados, porque Israel es para nosotros un lugar sagrado y el pueblo judío son nuestros amigos más queridos", dijo la religiosa.

Según una encuesta reciente, una pluralidad de evangélicos estadounidenses, el 45%, dijo que la Biblia es la mayor influencia en su opinión sobre Israel. Solo el 41% de los evangélicos dijo que los judíos tienen un "derecho bíblico" a la tierra de Israel, pero también una responsabilidad de compartir la tierra con los árabes palestinos.

"Jerusalén ha sido objeto del afecto de judíos y cristianos a lo largo de la historia. Pero lo más importante es que Dios le dio a Jerusalén, y al resto de la Tierra Santa, al pueblo judío", dijo el reverendo Robert Jeffress, pastor de la Primera Iglesia Bautista de Dallas y miembro de la junta asesora evangélica de Donald Trump.

Sin embargo, a otros líderes religiosos les preocupaba que el anuncio de Trump pudiera provocar disturbios e incluso violencia en el volátil Medio Oriente.

"No puedo permanecer en silencio con mi profunda preocupación por la situación de los últimos días y, al mismo tiempo, deseo hacer un sincero llamado a garantizar que todos estén comprometidos con el respeto del status quo de la ciudad, de conformidad con las resoluciones relevantes de las Naciones Unidas", dijo Francisco este miércoles durante su audiencia general en el Vaticano.

"Rezo al Señor para que se cuide y fortalezca esa identidad en beneficio de Tierra Santa, Medio Oriente y todo el mundo, y perduren la sabiduría y la prudencia, para evitar añadir elementos de tensión en un mundo ya sacudido y marcado por muchos conflictos crueles", agregó Francisco.

Los líderes de las comunidades cristianas en Jerusalén emitieron aún más terribles advertencias sobre la decisión de Trump.

"Estamos seguros de que tales medidas producirán mayor odio, conflicto, violencia y sufrimiento en Jerusalén y Tierra Santa, alejándonos del objetivo de la unidad y acercándonos más a la división destructiva", escribieron 13 patriarcas y líderes de comunidades cristianas ortodoxas en una carta abierta a Donald Trump.

"Cualquier cambio repentino causaría un daño irreparable".

El anuncio dividió a los grupos judíos estadounidenses. La Unión de Congregaciones Judías Ortodoxas de América y el Comité Judío Estadounidense elogiaron la decisión de Trump, llamándolo un reconocimiento apropiado y largamente retrasado de la propia determinación de Israel de que Jerusalén es la capital de la nación.

Pero el rabino Rick Jacobs de la Unión para el Judaísmo Reformista dijo que aunque su grupo apoya la mudanza de la embajada de Estados Unidos de Tel Aviv a Jerusalén, le preocupa el momento del anuncio y la falta de un proceso de paz integral para abordar las disputas más grandes entre israelíes y palestinos.

En tanto, los musulmanes estadounidenses expresaron su consternación plena.

"En una región ya volátil, la acción del señor Trump será similar a derramar gasolina en un incendio", dijo Ibrahim Moosa, profesor de estudios islámicos en la Universidad de Notre Dame. "Estados Unidos también se comprobará a sí mismo su irrelevancia en asuntos de Medio Oriente. Sin una solución de dos estados, el futuro mismo de Israel podría estar en peligro".

Comentarios